lunes, 26 de mayo de 2014

Bizcocho de espelta, sirope de ágave y cacao puro (sin huevo, sin azúcar)


Llevo un tiempo con el sirope de ágave en la cabeza. Lo conocí hace poco porque mi padre empezó a consumirlo. Tiene un problema de salud y debe evitar en todo lo posible el azúcar refinado. Una alternativa es este sirope. Lo mismo ha ocurrido con la harina de espelta. Le aconsejaron sustituir la harina de trigo normal por la harina integral de espelta ecológica, por su mayor pureza y aporte nutricional. Así que empezamos a investigar con ambas para cambiar de hábitos. Uno de los "experimentos" ha sido este Bizcocho de espelta y sirope de ágave. En mi caso además también sin huevo y le he añadido cacao. El resultado final ha sido fabuloso, pero para contarlo todo tengo que decir que me ha costado encontrar las medidas para que, sin huevo además, saliera un bizcocho esponjoso, pero aquí está...


El sirope de ágave es un almíbar con una consistencia algo menos espesa que la miel, aunque bastante similar. Se usa como sustituto del azúcar refinado y es mucho mejor tolerado por los diabéticos, ya que tiene un índice glucémico bajo. Es decir, los hidratos de carbono que tiene no son de rápida absorción como los del azúcar y no eleva tanto ni tan rápido la glucemia en sangre. No obstante, tiene un potente poder endulzante (el doble que el azúcar común), por lo que para conseguir el mismo dulzor se requiere menos sirope que azúcar.
Es rico en fructooligosacáridos, sustancia que ayuda a la salud gastrointestinal, entre otras cosas.

De la harina de espelta decir que es uno de los cereales más antiguos. Permanece en su forma más pura al no haber sufrido tantas trasformaciones como el trigo a lo largo de los años. Es por eso que tiene unas maravillosas propiedades nutricionales. Respecto al trigo común tiene más cantidad de proteínas, minerales, vitaminas y oligoelementos. Contiene los 8 aminoácidos esenciales. Nos aporta fibra, magnesio, hierro, fósforo, vitamina E, vitamina B, betacaroteno, y ácido silícico.
Tiene un sabor ligeramente dulce y muy agradable.

Y la receta...

Tiempo de preparación:
Tiempo de coción:

Ingredientes:

  • 2 yogures griegos
  • 4 cucharadas de leche entera
  • 180 gr de sirope de ágave (o 1 MEDIDA DE YOGURT) - de cultivo ecológico
  • 100 gr de aceite de oliva  (o 1 MEDIDA DE YOGURT)
  • 250 gr de harina integral de Espelta - de cultivo ecológico
  • 2 cucharadas colmadas de cacao puro Valor (sin azúcar)
  • 1 sobre de levadura química tipo Royal (yo uso la del lidl que no tiene trazas de huevo)
  • Ralladura de 1/2 naranja grande (o esencia de naranja al gusto)

Elaboración:

1 - En un bol batimos el sirope de ágave, el yogurt, la leche y el aceite durante un rato con batidora de varillas hasta que se integre bien el sirope. Echamos la ralladura de naranja.
2 - En un recipiente aparte tamizamos la harina con el sobre de levadura (yo tengo un tamizador, pero con un colador y paciencia se consigue igual). Al ser harina integral se quedará un residuo en el tamizador, no lo tiramos porque es la cáscara del cereal, riquísima en nutrientes. La echamos de nuevo junto con la harina tamizada.
3 - Juntamos la harina y la levadura tamizadas con la mezcla y batimos con la batidora de varillas o incluso a mano. Añadimos al final el cacao en polvo (que prefiero no tamizar porque me gusta más el resultado).
4 - Precalentamos el horno a 180º C con calor arriba y abajo (yo con aire).
5 - Engrasamos el molde. Yo usé uno de bundt cake. Para ver cómo se maneja un molde bundt cake leer aquí. Volcamos la mezcla en el molde,
6 - Hornear a 180 º C durante 30-35 min o hasta que pinchando con un palillo o con un pincho de pincho moruno (como yo hago) éste salga limpio.
7 - Cuando ya esté hecho sacamos del horno y dejamos enfriar sobre una rejilla. Desmoldamos una vez frío (en el caso del molde bundt cake dejamos templar sólo 10 minutos antes de desmoldarlo y sacamos como se indica en el enlace anterior).


Utensilios que se pueden usar en esta receta:

Amasadora Bosch MUM4405
Tamizador
Molde Bundt Cake Zenker


También puedes seguirme en Facebook 

Feliz semana! 




.

9 comentarios:

  1. Menuda pinta que tiene este bizcocho. Es genial que busques recetas para que pueda comer tu papi y tu nene, tu trabajo te habrá costado pero merece la pena seguro
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Gracias leire!! Si me ha costado esta vez si... al niño le encanta!!!! Y sin azucar... todo el.que quiera!
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  3. Pues te quedo fenomenal al final, seguro que te han hecho la ola en casa, jeje
    Besotes guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Bea! La verdad que si que gustó si. Un besete!

      Eliminar
  4. Gosto destas receitas sem ovos ,os bolos ficam uma delicia
    Este ficou divino
    bjs

    ResponderEliminar
  5. Elena, impresionante! decididamente este va a ser mi bizcocho... que ganas tenía de leer la receta ;)
    Me ha encantado que nos cuentes tantas cosas y tan interesantes, la harina de espelta no la conocía tanto y creo que la voy a usar mucho a partir de ahora. Respecto al sirope de ágave le conocí en mi búsqueda de un dulce no cariogénico para mi peque (con tantos problemas de caries), y desde que dí con él no falta en mi cocina.
    Un besazo fuerte!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra muchísimo que te haya gustado! la verdad que a mi me ha encantado la idea de comer un bizcocho sin azúcar, y con ese sabor tan bueno.Un besote mirriam!!!!

      Eliminar
  6. Hola esta tarde hice este bizcocho pero no me ha quedado bien. Respeto lista tiempos y medidas pero me ha quedado como apelmazado. Metí el palito varias veces y me salio húmedo. Al final lo deje más tiempo y salió el palito seco, pensé ya está pero no. También hice el otro bizcocho tuyo el de calabaza y lo mismo. Que rabia, sabes por qué puede ser? Gracias

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario ;)

© Recetas con Mimo , AllRightsReserved.

Designed by ScreenWritersArena